"No hay porvenir sin Marx. Sin la memoria y sin la herencia de Marx: en todo caso de un cierto Marx: de su genio, de al menos uno de sus espíritus. Pues ésta será nuestra hipótesis o más bien nuestra toma de partido: hay más de uno, debe haber más de uno." — Jacques Derrida

14/12/14

La crisis financiera: causa y consecuencia de la creciente concentración económica

Investigadores aseguran que, en los hechos, ya opera una súper entidad que controla la economía global. Según el índice creado por la Universidad de Zúrich, 737 multinacionales controlan el 80% de la economía global. La tendencia va en el sentido de profundizar el proceso con fuerte impacto en la libre competencia y la estabilidad financiera.
Federico Schmalen   |  Hace ya casi un siglo, allá por el año 1916, el revolucionario ruso Vladimir Ilich Lenin publicó uno de sus libros teóricos de mayor relevancia y proyección con el título de El imperialismo como fase superior del capitalismo. En rigor, Lenin había recogido el concepto forjado por el entonces dirigente del Partido Socialdemócrata Alemán Rudolf Hilferding en su obra escrita 6 años antes con el título El capital financiero.

A partir de ese concepto, Lenin desarrolló su teoría que sostiene que, a partir de esta nueva forma de capital, que sería el resultado de la fusión entre el capital bancario y el industrial y la conformación de una clase social crecientemente transnacional, se inauguraba una nueva y última fase del capitalismo, la era del imperialismo.

Allí, inspirado en Hilferding, el teórico marxista, dando continuidad a la Teoría de la tendencia decreciente de la Tasa de Ganancia de Carlos Marx, sostenía que como resultado del agotamiento del régimen capitalista y su capacidad de desenvolver las fuerzas productivas se daría comienzo a una etapa en la que, para sostener su alicaída tasa de ganancia y sobrevivirse a si mismo, el capitalismo se vería obligado a negar su rasgo esencial que no era otra cosa que el hecho de basar su motor de desarrollo en la libre competencia. De ese modo, según al teoría del imperialismo, se abriría paso la era de los monopolios (trust), como un recurso artificial para sostener precios y beneficios. La tendencia a la concentración y centralización del capital, entonces, sería un rasgo esencial del régimen capitalista en su fase superior y por lo tanto un síntoma de su propio agotamiento. A la vez que una manifestación de su crisis, una vía brutal para su superación. 

La llamada era de la globalización y publicaciones como el famoso bestseller El Fin de la Historia de Francis Fukuyama constituyeron, en la década del noventa, el envoltorio ideológico que presagiaba una nueva fase de ascenso del capitalismo a partir del derrumbe de los regímenes comunistas en todo el planeta y la apertura de esos inmensos mercados de consumo para el lucro capitalista de Occidente. 

Además, claro, de la supuesta refutación teórica y práctica del marxismo a escala planetaria y con un alcance histórico irreversible.

Un cachetazo de la realidad

El estallido de la crisis financiera internacional en 2008 puso un fin abrupto a ese optimismo reinante y volvió a poner en el escenario la idea de que la crisis es un factor inherente al propio capitalismo. 

Del mismo modo, la tendencia a la concentración del capital como recurso para afrontar la crisis parece haberse profundizado y afianzado como una tendencia durante el transcurso de la propia crisis.

Análisis científico

Según un estudio reciente, que no ha sido publicado en nuestro país, realizado por la Universidad de Zurich, con el título de "The Network of Global Corporate Control", 737 compañías controlan el 80% de la economía global. 

La investigación, realizada en 2010, se concentró sobre un total de 46 mil compañías transnacionales seleccionadas de una base de datos compuesta por 30 millones de actores económicos. 

El grupo de profesionales tuvo el propósito de conformar un nuevo indicador capaz de determinar los niveles de concentración de la economía pero no a partir de los beneficios de cada una de las empresas sobre el total sino en función de los vínculos entre cada una de ellas a través de la presencia accionaria y en los diferentes directorios identificando vínculos de propiedad directa e indirecta. 

Este abordaje, aseguran en una parte de su informe, demostró que "los actores mejor clasificados tienen un control diez veces más grande que lo que cabría esperar en función de su riqueza".

De este modo, el concepto de "control", excede el análisis del peso específico de cada firma e incorpora también los conglomerados, grupos y sus vínculos cruzados y, por lo tranto la capacidad de decisión que, en forma directa o indirecta, una gran compañía ejerce sobre el conjunto del entramado empresario.

Los amos del mundo

De esas 737 empresas, mayormente bancos, aseguradoras y distintas entidades financieras transnacionales, 147 controlan, a su vez, más del 40% de la red global. La mitad de las 50 compañías líderes tienen sede en los Estados Unidos.
Según el informe elaborado en la Universidad de Zurich por los investigadores Stefania Vitali, James B. Glattfelder y Stefano Battiston, ese nucleo selecto constituye, en los hechos, una "super entidad" que controla la economía mundial por encima, incluso, de los Estados nacionales que las contienen y que, si se lo propusieran, podría actuar como un bloque monolítico capaz de avasallar no sólo al poder político sino también a las propias leyes del mercado inherentes al capitalismo.

Política

El propio informe asegura que es la primera vez que se realiza un estudio de esta naturaleza a nivel mundial "a pesar de sus importantes implicancias para la formulación de políticas desde los propios Estados". 

Según los autores de la investigación, establecer los niveles de control sobre la economía que detentan las principales empresas transnacionales es precisamente el punto de partida para determinar las medidas necesarias capaces de dar una respuesta a los principales efectos que estos altos niveles de concentración tienen sobre la economía y que ellos mismos se animan a indentificar. 

En primer lugar, claro, la erosión de la libre competencia a partir del control horizontal y vertical de sectores enteros de la producción y de sus cadenas de valor y distribución que, a su turno, se manifiestan en la formación antojadiza de precios y en la apropiación indebida de beneficios extraordinarios. 

En segundo lugar, además, los propios investigadores advierten sobre los efectos ambiguos de la alta concentración sobre la estabilidad financiera. Es que, infieren, los múltiples vínculos entre diferentes firmas han sido un recurso de los grandes capitales para diversificar riesgos frente a posibles shocks financieros. Sin embargo, afirman, esos múltiples vasos comunicantes que se establecen entre las diferentes compañías pueden ser (y así lo ha confirmado la actual crisis financiera) un factor de exacerbación en la propagación y contagio de cualquier crisis financiera incrementando la volatilidad del sistema en su conjunto y afianzando el impacto de una crisis financiera sobre la economía real, la producción y el empleo. Cuando "una red financiera está muy densamente conectada se constituye un escenario de riesgo sistémico", concluyen. 

Un dato ilustrativo sobre la magnitud del entramado complejo en el que hoy se sostiene la economía global surge de la propia investigación. 

Allí, los autores aseguran haber identificado, como resultado de sus investigaciones, 1.006.987 vínculos de propiedad entre las compañías analizadas sobre la base de los cuales establecieron una red de empresas transnacionales compuesta por 600.508 "nodos" (firmas mutuamente interconectadas).

Controlar a los controladores

A nivel de las políticas capaces de actuar como contrapeso, el estudio plantea la contradicción existente entre el carácter global de las compañías transnacionales y sus prácticas monopólicas y el alcance nacional de las instituciones anti monopólicas existentes a nivel mundial.

De este modo, infieren, es preciso, en primer lugar, establecer un mecanismo de coordinación entre los entes nacionales existentes pero, de forma perentoria, instar a los organismo internacionales existentes como la ONU, la OMC, la UE, el G-20 etcétera, a establecer una política supranacional capaz de actuar contra las prácticas monopólicas y, al mismo tiempo, establecer una normativa capaz de regular el sistema financiero a nivel internacional.

Un proceso en curso

Según confió a este diario el propio Stefano Battiston, el equipo de investigadores ya se encuentra trabajando en un segundo informe que vería la luz a fines de 2015 y permitiría establecer la dinámica del proceso de concentración a ocho años del estallido de la crisis financiera. 

Con todo, durante el período, el proceso de concentración se ha acentuado a través de mega fusiones de empresas especialmente en sectores estratégicos de la producción como el energético, el sector aerocomercial y el automotriz donde, por ejemplo, se sustanciaron tres mega fusiones: la de FIAT-Chrysler, Renault-Nissan y la de Peugeot-Dongfeng. Pero la concentración se desenvolvió en especial en el sector financiero que se benefició con fuertes rescates estatales a partir de los cuales operó sobre entidades de la competencia quebradas. 

Por caso, sólo en Estados Unidos, desde 2008 a esta parte, se produjo la quiebra de un centenar de bancos cuyos activos fueron absorbidos por otras entidades financieras. Un fenómeno de la misma naturaleza se produjo en Europa. La propia crisis, además, disminuyó el número absoluto de empresas en todo el globo. 

Es esperable que un nuevo informe actualizado refleje también el creciente protagonismo de China tanto a nivel de su mercado de consumo como desde el punto de vista de su rol como inversor extranjero a escala global y, en especial, en sectores estratégicos como el financiero, el del transporte en sus diversas ramas en particular ferrocarriles y puertos y el energético.

Los 50 dueños del mundo

El estudio realizado por la Universidad de Zurich estableció un índice mediante el cual se puede medir el control potencial sobre la economía global de las transnacionales en todo el planeta. Según el relevamiento realizado, al momento del estudio estas eran, en orden, las 50 compañías con mayor poder de control en el mundo. Del total, 25 estaban establecidas en los Estados Unidos seguido por Gran Bretaña con ocho compañías, entre ellas la aseguradora y operadora financiera Barclays, que encabeza el ránking. La siguen Francia, con cinco multinacionales, y Japón, con cuatro en el ranking de las que mayor poder potencial ejercen en el mundo. Además hay compañías de origen alemán, chinas, italianas, holandesas y candienses.

01. BARCLAYS PLC  (GB)
02. CAPITAL GROUP COMPANIES (US)
03. FMR CORP (US)
04. AXA  (FR)
05. STATE STREET CORPORATION (US)
06. JP MORGAN CHASE & CO. (US)
07. LEGAL & GENERAL GROUP (GB)
08. VANGUARD GROUP, INC., (US)
09. UBS AG (CH)
10. MERRILL LYNCH & CO. (US)
11. WELLINGTON MGMT CO. (US)
12. DEUTSCHE BANK AG (DE)
13. FRANKLIN RESOURCES, (US)
14. CREDIT SUISSE GROUP  (CH)
15. WALTON ENTERPRISES LLC (US)
16. BANK OF NEW YORK MELLON (US)
17. NATIXIS (FR)
18. GOLDMAN SACHS GROUP (US)  
19. T. ROWEPRICE GROUP (US)
20. LEGG MASON, INC. (US)
21. MORGAN STANLEY (US)
22. MITSUBISHI FINANCIAL GRP (JP)
23. NORTHERN TRUST CORP. (US)
24. SOCIÉTÉ GÉNÉRALE (FR)
25. BANK OF AMERICA CORP. (US)
26. LLOYDS TSB GROUPPLC (GB)
27. INVESCOPLC (GB)
28. ALLIANZSE (DE)
29. TIAA (US)
30. OLD MUTUAL PUBLIC LTD (GB)
31. AVIVAPLC (GB)
32. SCHRODERSPLC (GB)
33. DODGE & COX (US)
34. LEHMAN BROTHERS HOLD, (US)
35. SUN LIFE FINANCIAL INC. (CA)
36. STANDARD LIFE PLC (GB)
37. CNCE (FR)
38. NOMURA HOLDINGS,  (JP)
39. THE DEPOSITORY TRUST COMP. (US)
40. MASSACHUSETTS MUTUAL (US)
41. INGGROEP N.V. (NL)
42. BRANDES INVESTMENT L.P. (US)
43. UNICREDITO ITALIANO SPA (IT)
44. DEPOSIT INSURANCE CORP (JP)
45. VERENIGING AEGON (NL)
46. BNPPARIBAS (FR)
47. AFFILIATED MANAGERS (US)
48. RESONA HOLDINGS INC. (JP)
49. CAPITAL GRP INTERNATIONAL (US)
50. CHINA PETROCHEMICAL GRP (CN)

Notas sobre Marx, Engels y el marxismo

Entretien avec Michael Heinrich: Débat. “Le Capital”: un travail colossal “pour percer un système complet de fausses perceptions” — A l’encontre
Jérôme Skalski entrevista a Michael Heinrich: El Capital: una obra colosal “para desenmascarar un sistema completo de falsas percepciones” — Viento Sur
Robin Clapp, Partido Socialista de Inglaterra y Gales: El Capital de Marx cumple 150 años: un análisis y una crítica inigualables del capitalismo, relevante todavía hoy — Werken Rojo
A 150 años de la primera edición de "El Capital": Una obra que trascendió a su época — La Arena
La dialéctica de lo abstracto y lo concreto en "El Capital" de Marx de Evald Vasiliévich Iliénkov — Templando el Acero
Francesc Torralba: "Todo lo sólido se desvanece en el aire" - ¿Y si Marx tuviera razón? — Vida Nueva
Michel Husson: Marx, Piketty et Aghion sur la productivité — A l’encontre
El “Dragón Rojo”, en Manchester: Cierran el histórico pub donde Marx y Engels charlaban "entre copa y copa" — BigNews Tonight
El capitalismo se come al bar donde Marx y Engels debatían sobre comunismo — El Español
Carta de Karl Marx al rabino Baruch Levi — Metapedia (Publicada en la "Revue de Paris" el 01-06-1928)
Tony Blair confiesa haber "tanteado el marxismo" — Sputnik
“Karl Marx le Retour” de Howard Zinn — Le Repúblicain Lorrain
Engels y la independencia política de los trabajadores — Marxist Internet Archive
Ante el fallecimiento de Friedrich Engels — OM Radio
Conmemoramos la vida del camarada Engels — Abayarde Rojo.
Hassan Pérez Casabona: Federico Engels, titán de las ideas — Trabajadores
Cinco aportes de Engels a 122 años de su muerte — Zócalo
Shameel Thahir Silva: Pensando en el nuevo partido de las FARC-EP y su marxismo-leninismo — Rebelión
Vingtras: "Les ingénieurs de l'avenir lumineux" — Mediapart
Carlos Oliva Mendoza: Adolfo Sánchez Vázquez: ¿marxismo radical o crítica romántica? — InfoLibre
Francisco Cabrillo: Cómo Marx cambió el curso de la historia — Expansión
Bernardo Coronel: ¿El marxismo es una ciencia? — La Haine
Sylvain Rakotoarison: Le capitalisme selon Karl Marx — Agora Vox
Il y a 150 ans, le 17 juillet 1867, Karl Marx publiait "Das Kapital" à Londres, une oeuvre décisive de déconstruction du système de production, d'échange et d'exploitation capitaliste — Le Chiffon Rouge Morlaix
Ismaël Dupont: Marx et Engels: les vies extravagantes et chagrines des deux théoriciens du communisme! — Le Chiffon Rouge Morlai
Mónica Zas Marcos: Rosa Luxemburgo, el águila de la izquierda que callaron con una bala — El Diario
Karl Marx & Friedrich Engels: Cartas sobre las ciencias de la naturaleza y las matemáticas — Scribb (*)
La tarjeta de crédito de Karl Marx — Perspectivas
Mordraal: Quelques idées reçues sur Marx — Mediapart
Karl Marx et notre Etat profond français de souche — DeDefensa
Marx, el Estado y la política. Un libro de Antoine Artous — Scribb
Mehdi Touassi: Relire Marx en 2017 — LuxeRadio
Omar Carreón Abud: El Capital fue una obra pensada para enseñar a razonar científicamente a la clase obrera — Crónica de Chihuahua
Un asilo recrea época comunista en Alemania como terapia para los ancianos — Nación 321
Angelo Deiana: Chi possiede veramente oggi i mezzi della produzione? Una rilettura di Marx per comprendere il futuro — Formiche
Karl Marx et le prince-président Macron — DeDefensa
Entre Marx y dos economistas, ¿una práctica criminal o la justificación de un mundo violento? La Conversación
A los 100 años de su nacimiento, la obra de Eric Hobsbawm sigue siendo referente — La Vanguardia
Eric Hobsbawm: El último marxista de occidente — Milenio
Eric Hobsbawm, el historiador marxista que explicó el siglo XX — Diario de Sevilla
Romain Chiron: Bobigny: La cité Karl Marx se réinvente en quartier résidentiel — Le Parisien
Maciek Wisniewski: Tres despachos sobre György Lukács – La Haine
Quand Youssef Chahed cite Karl Marx (Video) – Huffington Post
Michael Heinrich - Entretien réalisé et traduit par Jérôme Skalski: «Avec Marx, on ne peut pas séparer la vie et l’œuvre» - L’Humanité
Jérôme Skalski: Lire "Le Capital", un appel au possible du XXIe siècle - L’Humanité
Face aux impostures libérales, Marx, penseur capital - L’Humanité
Karl Marx en el diván: la psiquiatría franquista como arma — El País
Andrea Vitale: Lo spettro di Marx — Operai Contro
Daniel Álvaro: El problema de la comunidad. Marx, Tònnies, Weber (PDF) — Dialnet, Universidad de La Rioja (*)
Marx y la Teoría del Derecho — Scribd
El marxismo y los juegos malabares — Diario de Jerez
Jorge Ortega Reyna & Víctor Hugo Pacheco Chávez: John Berger: Un marxismo para el mañana — Memoria
Roberto Fineschi: El Capital tras la edición histórico-crítica — Viento Sur
Daniela Gros: Il giovane Karl Marx — Moked
Saoudi Abdelaziz: 1882. Karl Marx se fait couper la barbe à Alger — Le blog de algerie-infos
Jaime Osorio: La teoría marxista de la dependencia revisitada — Viento Sur
Andrés Arnone: Naturaleza y economía en Marx y Engels: de procesos naturales y construcciones sociales — La Izquierda Diario
Gustau Nerín: El 'Manifiesto comunista' de Marx y Engels, vuelve — El Nacional
Luigi Mascheroni: Che borghese quel Karl Marx. Parola di Morselli — Il Giornale
Eros Barone: Il segreto del potere capitalistico — Varese News
Luis Escalante: El hondureño que le escribió a Karl Marx — Hablemos de Honduras
José Roberto Herrera Zúñiga: El terrorismo individual: un análisis desde el marxismo clásico — Universidad de Costa Rica
Albert Sáez: Salarios y beneficios — El Periódico
Tres marxistas negros, las sociedades de color y el marxismo en Cuba (1940-1961) — Rebelión
Juan J. Paz y Miño cuenta algo insólito en Ecuador: Marxismo probancario — El Telégrafo
André Tosel: Marxismos, neo-marxismos y post-marxismos — Viento Sur
Mathieu Ait Lachkar: Jeunes en campagne : Amin, de Karl Marx à Jean-Luc Mélenchon — Ouest-France
_____________________
(*) Acceso indirecto