"No hay porvenir sin Marx. Sin la memoria y sin la herencia de Marx: en todo caso de un cierto Marx: de su genio, de al menos uno de sus espíritus. Pues ésta será nuestra hipótesis o más bien nuestra toma de partido: hay más de uno, debe haber más de uno." — Jacques Derrida

16/2/17

Dialéctica y marxismo: El "debate Lukács"

György Lukács ✆ David Levine 
Continuamos la serie de marxismo y dialéctica con un repaso elemental de algunos tópicos de 'Historia y Conciencia de Clase' y las polémicas entre Lukács y los marxistas soviéticos

Juan Dal Maso

György Lukács es uno de los filósofos marxistas más reconocidos del siglo XX. Su obra es muy vasta y excede ampliamente los temas que trataremos en este artículo. Habiendo sido primero un intelectual tradicional bastante respetado por representantes de las ciencias sociales “burguesas” como Max Weber, se hizo comunista a fines de 1919 y fue comisario de Educación Pública de la República soviética húngara, que tuvo una breve existencia, producto de las difíciles condiciones de supervivencia impuestas por la inmediata posguerra, el cerco de los países imperialistas y la inexperiencia del PC húngaro.

Português
Con posterioridad a la derrota de la revolución húngara y el paso a la clandestinidad, Lukács ya exiliado en Viena pasaría a integrar el staff de la revista Komunismus, identificada con las alas “ultraizquierdistas” del movimiento comunista internacional, la que se publicó entre febrero de 1920 y mediados de 1921. La revista se oponía a la política del Frente Unico obrero, votada en el III Congreso de la Internacional Comunista, así como a la política sindical y parlamentaria.

Historia y Conciencia de clase sintetizaba en el plano teórico muchas de las experiencias y reflexiones de Lukács durante este período. Fue publicado por la Editorial Malik en Berlín, a fines de 1923. Malik Verlag era una editorial reconocida en el ámbito de la extrema izquierda. Dirigida por Wieland y Helmut Herzfelde, dos hermanos que venían del radicalismo burgués opositor a la guerra y se unieron al Partido Comunista Alemán; tenía distintas colecciones de libros marxistas o con enfoques de izquierda, incluyendo novelas, obras de teatro y teóricas.

Historia y Conciencia de clase intentaba una doble operación teórica. Por un lado, ofrecía una teoría del desarrollo de la conciencia de la clase obrera como clase revolucionaria. Por otro, una reconstrucción de la dialéctica marxista en su relación con el idealismo alemán y como superación de las “antinomias del pensamiento burgués”, buscando establecer una idea de “ortodoxia” marxista, centrada en la cuestión del método.

Lukács señalaba que la ortodoxia marxista no podía definirse por una repetición de las conclusiones que había sacado en su momento Marx, sino en el método, más precisamente el método dialéctico. Aquí Lukács articulaba dos problemas sumamente complejos, por un lado tomaba la Totalidad como la categoría central de la dialéctica (tanto desde el punto de vista teórico como de la práctica revolucionaria) y presentaba la dialéctica como el proceso de la relación entre sujeto y objeto. En el argumento de Lukács, la dialéctica aparecía como resultado de la acción subjetiva que buscaba transformar la realidad y con eso se transformaba a sí misma. El proletariado, sometido a un proceso de “cosificación” que tenía su origen en el fetichismo de la mercancía –que hace aparecer las relaciones sociales entre las personas como relaciones entre las cosas- era el único capaz de tomar conciencia de sus fines históricos y captar la Totalidad de la sociedad capitalista, para transformarla por medios revolucionarios. De este modo, el proletariado se constituía como sujeto-objeto idéntico de la historia.

Las connotaciones hegelianas de este punto de vista eran evidentes: la posibilidad del proletariado de captar la totalidad a partir de la “cosificación” y transformarse en sujeto-objeto idéntico de la historia, guardaba estrecha relación con la concepción de la dialéctica que había presentado Hegel en la Fenomenología del Espíritu. A este enfoque, caracterizado por la idea de una mayor continuidad entre Hegel y Marx de la que resultaba aceptable para algunos sectores del movimiento comunista, se sumaba un diálogo crítico con la sociología burguesa y la crítica a la idea de extender la dialéctica a la naturaleza.

El trabajo de Lukács apareció en una suerte de "momento bisagra" del movimiento comunista internacional. Luego de la derrota de la revolución alemana en 1923, la III Internacional inicia un período de zig-zags, caracterizado por Trotsky con el término “centrismo burocrático”, que incluyó el desplazamiento de las tendencias que se oponían a la dirección de Zinoviev, que a su vez estaba en una alianza con Stalin y Kamenev contra Trotsky. Este proceso de desplazamiento de las fracciones rivales fue denominado “bolchevización del partido y la Internacional” y sus “víctimas” inmediatas fueron la dirección del PC Alemán (a quien se responsabilizó por la derrota de Alemania, que por otra parte no se reconocía como derrota) y todos aquellos que no fueran dóciles a la dirección de la troika.

Esto explica que en las respuestas del movimiento comunista "oficial" a las posiciones de Lukács se hayan entrecruzado las cuestiones teóricas con las políticas, ya que el cuestionamiento de las posiciones "disidentes" como las de Lukács era funcional a la idea de “partido monolítico” que en ese momento defendía Zinoviev y más tarde se volvería contra él. Otro blanco de las críticas era Karl Korsch, autor de Marxismo y Filosofía a quien el sector del Partido Comunista de la Unión Soviética que controlaba la Internacional Comunista consideraba parte de la misma corriente que Lukács, lo cual no era del todo exacto.

En el V Congreso de la III Internacional, Zinoviev sinterizaría su posición con una mezcla de anti-intelectualismo y dogmatismo:
El camarada Graziadei publicó en Italia un libro donde se reproducían los artículos en contra del marxismo que había escrito cuando era un revisionista socialdemócrata. No podemos permitir que este revisionismo teórico quede impune. Tampoco podemos tolerar que nuestro camarada húngaro Lukács haga lo mismo en el terreno de la filosofía y la sociología (…) En el Partido Alemán tenemos la misma tendencia, el camarada Graziadei es profesor. Korsch también es profesor.
(Interrupción de la sala: ‘¡Y Lukács también!’). Con unos cuantos más de estos profesores elucubrando sus teorías marxistas, estaremos perdidos. En nuestra Internacional Comunista no podemos tolerar la presencia de este revisionismo teórico.” (citado en Arato A. y Breines P, El joven Lukács y los orígenes del marxismo occidental, México DF, Fondo de Cultura Económica, 1986, pp. 278/279).

En el plano teórico, las críticas al trabajo de Lukács quedaron a cargo de los intelectuales comunistas Abrahm Deborin, director de la revista Bajo la Bandera del marxismo y Lázsló Rudas, militante del PC húngaro enfrentado a Lukács.

En líneas generales los cuestionamientos a Historia y Conciencia de Clase realizados por Deborin y Rudas se centraban en la cuestión del subjetivismo. Según ellos Lukács había construido una filosofía idealista en la que las “leyes de la dialéctica” dejaban de ser leyes del desarrollo objetivo de la naturaleza, la historia y la sociedad para pasar a ser leyes de la actividad subjetiva. Rudas agregaba a su vez que la desviación de Lukács expresaba una presión de la sociedad burguesa sobre el marxismo, porque las opiniones filosóficas tenían “raíces sociales objetivas”.

La respuesta de Lukács a estas críticas, concentrada en un trabajo llamado “Derrotismo y dialéctica”, escrito por el autor en 1926 pero conocido con posterioridad a la caída de la URSS, resulta un tanto sorprendente por el registro utilizado por Lukács para debatir. Mientras Deborin y Rudas habían realizado una serie de críticas rudimentarias sobre cuestiones teóricas generales, Lukács orientaría el debate hacia la cuestión estratégica del rol del partido y el significado del "leninismo". Para Lukács, la crítica de Deborin y Rudas a su "subjetivismo" escondía una persistencia de las viejas concepciones gradualistas y mecanicistas de los mencheviques. Contra la enumeración de cuestiones generales como "la evolución de las condiciones objetivas" u otras por el estilo, Lukács destacaba la importancia del rol del partido, no en general si no en los momentos inmediatamente decisivos a través de concepto de “la insurrección como un arte”. En ese contexto es que destacaba la importancia de la problemática del desarrollo de la conciencia de clase. El trabajo de Lukács toca otros temas, pero lo más llamativo resulta el registro elegido para debatir la cuestión del “leninismo”, que defendía una reformulación de la cuestión filosófica en función de una reorientación estratégica.

Este trabajo de Lukács no fue publicado. En 1926, el filósofo húngaro emprendería una “retirada estratégica”, de la que su trabajo “Moses Hess y los problemas de la dialéctica idealista” parece ser la expresión en el plano teórico. En ese texto, Lukács reivindica el realismo de Hegel, planteando que la “reconciliación” con la realidad es parte central de su dialéctica, en lo que parece ser una explicación de su adaptación al movimiento comunista burocratizado. Esta temática la retomaría posteriormente en su trabajo El joven Hegel y los problemas de la sociedad capitalista (1938).

Varias décadas después, Lukács diría –en tono de autocrítica- que en Historia y Conciencia de clase había intentado ser más hegeliano que Hegel. Pero más allá de las debilidades que pudiera tener su enfoque y de sus posteriores posicionamientos, el modo en que se dio el “debate Lukács” fue la expresión en el plano filosófico de un proceso de creciente dogmatismo del movimiento comunista, correlativo con su burocratización.
http://www.laizquierdadiario.com/

____________________________________

Notas sobre Marx, Engels y el marxismo

Juan J. Paz y Miño cuenta algo insólito en Ecuador: Marxismo probancario — El Telégrafo
Donación del gobierno chino: Polémica en torno a estatua de Karl Marx en su ciudad natal, Tréveris (Video) — Central Charts
Núria Escur: George Orwell y Karl Marx, superventas con Trump — La Vanguardia
Víctor Carrato: Hace 134 años Marx dejó de pensar — Caras & Caretas
José Luis Cutello: El Capital: Cómo cambiar el mundo, 150 años después — Gaceta Mercantil
Antonio Negri: Marx más allá de Marx: Nueve lecciones sobre los Grundrisse (PDF) — Scribb (*)
Omar Pérez Santiago: Karl Marx: Respiramos y dejamos de respirar, eso es morir — Radio del Mar
Erwin Schildknecht: Découvrir Marx: une relecture autour d'une rencontre — Mediapart
Juan Manuel Medrano Ezquerro: Ruptura y venganza de la tradición en Marx y Nietzsche, según Hannah Arendt (PDF) — Dialnet, Universidad de La Rioja (*)
Alejandro San Francisco: Todo empezó con Marx — El Imparcial
Entrevista de Salvador López Arnal a Joaquín Miras Albarrán: Parte I, Parte II, Parte III, Parte IV, Parte V, Parte VI, Parte VII, Parte VIII & Parte IX — Rebelión
Destacadas aportaciones al conocimiento humano hizo Karl Marx — 20 Minutos
Karl Marx y Friedrich Engels, los padres del socialismo científico — Guerrero Liberación
Rodolfo Salazar González: Resurgimiento de Karl Marx — Buenos Días Tamaulipas
Marcelo Pereira: El Manifiesto del Partido Comunista es Un gran relato — La Diaria
Les jeunes années de Karl Marx au cinéma — Arte TV
José Pablo Noriega de Lomas, Universidad de Oviedo: Marx y Engels: Dos sistemas materialistas diferentes (PDF) — Dialnet, Universidad de La Rioja (*)
Carlos Prieto: Un icono pop llamado Karl Marx — El Confidencial
Benjamin Edgard: Notre ennemi le Capital — Le Comptoir
Jonathan Martineau y el feminismo marxista a escala internacional: 1) Intersección, articulación: el álgebra feminista — Marxismo Crítico / 2) Intersection, articulation : l’algèbre féministe — Période
Rodolfo Salazar González: Karl Marx, un filósofo legendario — Noticias de Tampico
Jotave: El Capital / Sesquicentenario de un libro que influye en el acontecer — La Arena
Gauthier Ambrus: Trump, Marx et la mondialisation. Quand l’auteur du «Capital» renvoie Chine, Europe et Amérique dos-à-dos — Le Temps
Gabriel Vargas Lozano & Raúl Páramo Ortega: Marx y Freud: Hacia una Nueva Racionalidad de la Sociedad y de la Historia. Presentación editorial del libro — México es Cultura
Iris de la Cruz Saborit & Liz Armas Pedraza: Pensamiento Crítico: una revista de todos los tiempos, exponente del marxismo en Cuba a fines de los 60 — Cuba Ahora
Andrei Martínez Finkelshtein: ¿Es cierto que Karl Marx se dedicaba a las matemáticas en su tiempo libre? — Quora
Jaime Corena: El verdadero Trump visto desde Marx — La Haine
Guía para el estudio del Manifiesto del Partido Comunista de Marx y Engels — Fiuxy
Horacio González y Eduardo Grüner reflexionan sobre los 150 años de El Capital: Un campo de batalla para los debates — Página 12
Cinzia Romani: Un Marx sexy e pop per spiegarlo ai giovani globalizzati — Il Giornale
Sarah Jaffe: El surgimiento de la izquierda estadounidense: del Marxismo a la Resistencia ante Trump — TeleSur
Wolfgang Eckhardt: The First Socialist Schism: Bakunin vs. Marx in the International Working Men’s Association — Cyntia’s Site
Angiolo Bandinelli: Tra Marx e Zuckerberg una scelta obbligata — L’Opinione
Adriana Marrero: Marx, el comunismo azul y la educación celeste: ¿tan mal estamos? Agencia Uruguaya de Noticias
Federico Marcangeli: E Marx ed Engels chiamarono a raccolta i proletari Fondazione Nenni
Un 21 de Febrero de 1848 se publica el Manifiesto del Partido Comunista de Karl Marx y Friedrich Engels Noticia al Día
Se publica el Manifiesto del Partido Comunista de Karl Marx y Friedrich Engels La Opinión Popular
Gustavo Bueno: La vuelta del revés de Marx (Video) YouTube
Marta Medina: El joven Marx en la Berlinale: ¡Proletarios del mundo, uníos (otra vez)! El Confidencial
Alfonso Pizarro: Las razones para volver al proyecto de Marx El Mostrador
Juan Agustín Franco Martínez: Marx sigue vigente y de plena actualidad El Salmón Contracorriente
Universidad Pedagógica Experimental Libertador (UPEL): Importancia y repercusiones de Karl Marx Introducción a la Filosofía
Carlos Prieto - Una nueva biografía pone el foco sobre el explosivo lado humano del autor de El Capital: La vida loca de Karl Marx El Confidencial
Il ritorno di Marx per spiegare l'economia Il Giornale di Vicenza
Kana: Littérature et manga : quand les grandes œuvres classiques reprennent vie! — Justfocus
Néstor Kohan, Universidad de Buenos Aires (UBA): Gramsci: El marxista que le habla al presente — Enlace Crítico
Sabina Dimarco: Marx y el problema de la falta de ocupación (PDF) — Dialnet, Universidad de la Rioja (*)
Jean Pierre Malou: entretien avec Samir Amin sur la pensé marxiste du capitalisme: “Comprendre le capitalisme contemporain implique un sursaut du 'Capital' marxiste” — Sud Quotidien
Francisco Fernández-Buey: Los gustos y las opiniones de Karl Marx sobre cuestiones literarias y artísticas — Marx desde Cero
Ernest Mandel: Octubre de 1917: ¿Golpe de estado o Revolución Social? — Viento Sur
Jonga Olivieri, University of Wisconsin: Raymond Williams e o marxismo no ocidente — Novas Pensatas
Julien Percheron / Le socialisme en bref. Les idéologies politiques: Part 1 & Part 2 — Radio VL
Josefina Martínez, Cátedra Karl Marx de la Universidad Autónoma de Madrid: Marx, el concepto de la historia y la lucha de clases (Video) — La Izquierda Diario
__________________
(*) Acceso indirecto